¿Qué es la gestión de tags?

Por Luc Mornat - 26 Octubre 2016 | 1303 0

Los tags se utilizan para recopilar y distribuir datos a sus herramientas de análisis web, plataformas de afiliación y soluciones de mensajería instantánea; también se utilizan en las pruebas A/B, la publicidad, las redes sociales y el retargeting, entre otros.

El dominio de las “tecnologías de tags”

La visualización de anuncios, el retargeting, la automatización del marketing, la gestión de las herramientas de análisis… Casi todas las soluciones de marketing digital dependen en gran medida de los tags, y usar un buen sistema de gestión de tags (TMS) permite optimizar su rentabilidad.

El número de proveedores de soluciones de marketing digital se ha disparado en los últimos años. En 2011, había aproximadamente 100 proveedores de este tipo de soluciones, mientras que, en el año 2015, la cifra alcanzaba los 2.000 (se desconoce el número exacto, ya que no se enumeran a todos y cada uno de ellos).

applications-marketing-digital-2016-tag-management

¿Por qué hablamos de gestión de tags?

Para entender mejor la gestión de tags, lo primero que hay que hacer es definir qué es un tag. Un tag es un fragmento de código de programación JavaScript que se coloca en el código fuente de una página web. El tag “se activa” cuando se visita la página o cuando un usuario interactúa con eventos de HTML (al enviar un formulario, al pulsar el botón de “añadir al carro” u otro botón, etc.). El tag le brinda al propietario del sitio web (editorial, sitio de comercio electrónico, marca, etc.) acceso a ciertos servicios (obtención de información, interacción con los usuarios a través de la personalización en tiempo real de los sitios web, etc.).

Con un TMS, los equipos de marketing pueden gestionar ellos mismos los tags y no necesitan disponer de conocimientos técnicos para hacerlo. El TMS permite colocar todos los tags de un sitio web en un solo contenedor que se gestiona como un tag en sí. Además de todos los beneficios a nivel de organización descritos en este artículo, el contenedor de tags acelera la velocidad de carga de los sitios web.

El uso de un TMS también permite gestionar mejor los ciclos de vida de los tags, ya que reduce los errores resultantes de su compleja gestión (a menudo, se dejan tags que no se utilizan en el código fuente de un sitio web después de que una campaña haya finalizado). Mediante el uso de un TMS, los equipos de marketing pueden tener una mayor capacidad de respuesta, ser más flexibles y evitar que sus páginas se ralenticen debido a la presencia de tags obsoletos.

Antes de que se desarrollaran estos sistemas, la gestión de tags implicaba el trabajo de varias personas dentro y fuera de una empresa (soluciones de marketing digital, departamentos de marketing y TI).

Hace algunos años, crear y configurar un TMS era una ardua tarea que implicaba una larga serie de procedimientos y especificaciones; además, el proyecto requería que se destinara un número considerable de medios humanos y financieros. Era un proceso largo y caro.

Hoy en día, Commanders Act puede configurar y entregar un TMS plenamente operativo en una semana, gracias a su metodología Flash Setup.

Además, en caso de que dejara de colaborar con un socio, no habría ningún coste de salida ya que no se necesitarían recursos de TI.

¿Un TMS consiste solamente en la gestión de tags?

Los beneficios de usar un TMS no se limitan a la gestión de tags, puesto que, además, le permiten tener un mayor conocimiento de su base de clientes. Al recopilar información relativa al comportamiento de sus clientes, puede conocerlos y entenderlos mejor. Con respecto al CRM, recopilar datos cruzados a través de su TMS le permite obtener perfiles de visitantes más detallados. Por lo tanto, la gestión de tags es mucho más que una simple herramienta de recopilación de datos, ya que permite que estos puedan manipularse con el fin de enriquecer y optimizar la experiencia del cliente.

La gestión de tags acelera los tiempos de implementación del marketing unificado. Consiste en ofrecer una experiencia coherente y armonizada a todos los visitantes, independientemente del dispositivo que se utilice o el canal por el que se realice. Se crea un único perfil para todos y cada uno de los clientes y se integran los datos recopilados por medio de todos los dispositivos y canales. Los tags ofrecen una visión completa y multicanal del comportamiento de los clientes y hacen que aumenten los índices de rentabilidad para cada solución utilizada.

La gestión de tags también se utiliza para sitios y aplicaciones móviles; algunas soluciones proporcionan tags para todas las plataformas.

No obstante, la gestión de tags todavía tiene un largo camino por recorrer y tendrá que enfrentarse a nuevos retos en los próximos años.

El primer gran reto consistirá en ser capaz de recopilar un elemento de información una sola vez y distribuirlo a 10 soluciones al mismo tiempo. Eso permitirá:

  • Aumentar la velocidad de carga.
  • Prevenir conflictos entre archivos JavaScript.
  • Garantizar la confidencialidad de los datos, ya que la información recogida ya no será visible.
  • Garantizar un mejor control de los datos recopilados y distribuidos a soluciones de socios, y evitar las filtraciones de información.